martes, 1 de diciembre de 2009

LA BUENA NUEVA


Este diciembre lo recibimos con una noticia increíble: “Problemas financieros en el Emirato de Dubai”. Que buena enseñanza de Navidad para toda la humanidad. Que buen regalo de diciembre!!!

Dubai uno de los siete Estados de los Emiratos Árabes, epicentro del lujo y la fanfarronería, ejemplo de la avaricia y del despropósito humano (para muchos una parte de las maravillas posmodernas de la humanidad) se desploma, y lo hace debido a su propia opulencia irracional y a sus despropósitos económicos.

Quienes vivimos este año 2009, asistimos a un maravilloso momento de cambios y derrumbes de grandes dioses posmodernos. Primero se desploma el dios sistema financiero, soberbia, sufriendo la caída más grande de la historia desde la gran depresión de 1930, padeciéndola debido al exponencial e irresponsable crecimiento de sus juegos de papel, solventados en expectativas ilusorias, en documentos espurios y quiméricos, en pirámides legitimadas por el sistema. Al caer las hipotecas de USA cae como un castillo de naipes el poder financiero mundial, el cual muy a su pesar y al de todos los que proclamaban hasta hace poco el fin de la historia y de las ideologías, tuvo que ser recogido por el Estado, tuvo que ser temporalmente nacionalizado y sus perdidas socializadas en medio del tiempo del capitalismo extremo. La soberbia por ende fue gravemente fracturada por su propio falso ego.

Ahora para acabar de rematar, nos toca vivir la caída de un Emirato, explotando en mil pedazos el oasis de la irresponsabilidad económica humana que se gestó en su interior, derrumbándose la perversidad, cayendo otro dios posmoderno: la opulencia irracional. Caen con él, no solo los sueños faraónicos y sus pirámides modernas sino también todos los especuladores financieros deslumbrados por sus megaproyectos ilusorios. El conglomerado Dubai World pidió a sus acreedores un aplazamiento de seis meses en los pagos de una parte de sus 60.000 millones de dólares que debe a bancos de todo el mundo.

Obviamente a esta noticia tratan de mitigarla y darle poca importancia mediática, y con seguridad saldrá el papá Estado o varios papás a socorrer el fondo Duabi Word, así como a los diferentes bancos con inversiones y expectativas infundadas en el maravilloso desierto alterado. Seguramente la élite mundial seguirá participando allí y continuarán embriagándose de sus lujos, pero ahora lo tendrán que hacer con menos confianza, y espero con fe que no lo puedan hacer en el futuro.

Renace esta Navidad el verdadero Dios, el Dios del Amor, la Humildad y la Fraternidad, caen los falsos dioses posmodernos de la soberbia y la opulencia. Por eso digo con alegría este diciembre: VIVA EL 2009!!! VIVA LA NAVIDAD!!!

JCAL

3 comentarios:

KATHNATY dijo...

Creo todos nos hemos equivocado alguna vez en nuestras vidas. El mejor regalo, no es incrimianrlos, sino perdonarlos, y plantear justamente soluciones, para que ese tipo de hsitorias no se repitan...
Pero igualmente han dejado un grna legado a la Ingenieria, y a un alto nivel de vida, en ese territorio, y grandes ganancias, a quienes les han proveido todos los materiales, para construir sus grandes e inmensas islas artificiales, desafio d ela Ingenieira yd el disfrute del ser...
Yamile Wilches

mariela dijo...

gracias por compartir todo esto que leemos
mariela y pierre

Diana dijo...

como todos los imperios se derrumban, cuando no estan cimentados en el bienestar equitativo y justo, de los seres de todo tipo que habitamos el universo.
Feliz navidad y prospero 2010.
Gracias.